Blogia
Sailor Worlds

Relatos Varios

Botox y alfombras

Botox y alfombras

Ayer me contaron algo que me sorprendio, si bien ya es dificil que nos sorprenda algo. Era sobre una pareja de conocidos, Natalia y Antonio, casados mas de 30 años (ella quedo embarazada con 17) y muy felices. Tenian su casita en Cercedilla -cierto que la ultima vez que aparecieron por alli fue hace incontables años- y mascotas por doquier. El viajaba mucho, constantemente asi que los retornos eran apasionados. La ultima vez que los vi fue en la comunion de mi sobrina, hara cosa de 3 o 4 años. Como siempre anteriormente, seguian besandose, manoseandose y dando muestras obvias de su amor que les salia por todos los poros. Como cada vez que tenian oportunidad bailaron escandalosamente bien. Incluso los valses se convertian en tangos bajo su auspicio. En fin, que eran la envidia de cualquier pareja normal y parecia mentira que tras 30 años y 3 hijos siguiera latiendo esa pasión.

Tambien, en esa ultima ocasión pude observar que ella lucia unas tetas mas grandes que de costumbre. Posteriormente me contaron que tambien se habia puesto morros, lo mismo que Antonio. Ultimamente él debia tener la crisis de los 50 porque ademas del botox morraico se habia teñido de rubio platino y llebava camisetas tipo Travolta. Esto ya empezaba a apestar!

Pero lo de ayer ya fue el colmo. Se habian separado y con tal repulsion que ella estaba liada con un turco del Doner-Kebab de la esquina y el se habia buscado una novia rusa por internet. Ademas ella habia dado una bofetada a la novia del hijo a lo cual respondio el hijo agarrandola del cuello y casi estrangulando a su propia madre. Ahora el hijo tiene una denuncia...

Y me pregunto como puede una relacion casi exclusivamente basada en el sexo durar 30 años. Y ahora pienso que esta ultima explosion tipo supernova, de odios y rencores encubiertos solo podia ser una consecuencia natural de 30 años de esconder bajo la alfombra cosas en aras de una imagen idilica ante los demas. Que todo era puro teatro, una mascarada ridicula, para poder seguir siendo los tipos guays del barrio. Realmente penoso.

Y tambien pienso si esto no es mas que un reflejo de una sociedad opulenta, puro escaparate de un mundo interior empobrecido moralmente, con una imagen reflejada envidiada por tipos que llegan en patera desde el sur, y que avanza a trompicones guiada por gobernantes ciegos en su aspiracion por ocupar el sillon 4 años mas.

Y entonces pienso que mi unica opcion es huir. Huir donde los incendios forestales me dejen en paz. Huir casi donde sea, que no huela a podrido.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

El cuento de la Bolsa

El cuento de la Bolsa

Había una vez un planeta libre.

Todo en él era libre. Por ejemplo, la educación, o la circulación del tráfico en las ciudades, y muchas cosas más, eran libres, se autorregulaban sin intervención de poderes concretos.

Tan grande era la importancia de la libertad en este planeta, que los alumnos de los colegios también eran libres de ir o no a clase, autorregulándose, y los conductores eran también libres de circular por cualquier calle de la ciudad, porque no existían señales de tráfico, ni direcciones prohibidas. ¡Faltaría más! El planeta hacía ondear orgulloso su bandera: ¡Somos el planeta más libre de la galaxia!

Bajo esa alegría planetaria, flotaban sucesos inquietantes. Se daba el caso, por ejemplo, de que a veces los alumnos de los colegios decidían en masa no asistir a clase, cosa perfectamente legal. Las razones nunca estaban del todo claras. Se decía entonces que se había producido un "crack" educativo en tal o cual fecha. Las aulas quedaban casi vacías, peligraba la institución de la enseñanza, y con ello la sostenibilidad de las generaciones futuras.

Igualmente, el tráfico rodado en ocasiones se colapsaba. Miles de automovilistas eran libres de circular por una misma vía, incluso en direcciones contrarias, pues ninguna norma lo impedía, creando atascos de horas o hasta días de duración. Se hablaba entonces de "crack" circulatorio y era portada en los medios de comunicación. Los expertos analizaban estos fenómenos en profundidad, y existían empresas y universidades dedicadas en exclusiva a seguir las tendencias diarias de estas fluctuaciones. Era corriente encontrar analistas observando atentamente gráficas de las oscilaciones, por ejemplo de las asistencias a clase de los alumnos, o de la fluidez del tráfico en la ciudad. Se oían valoraciones como:

- "El lanzamiento de la nueva consola XBX en ESP provocará una tendencia a la baja en la asistencia del alumnado a los colegios PUB".

- "El cierre del centro comercial ECI en la zona centro augura un incremento en la fluidez del tráfico en el distrito CTR".

Siendo así las cosas en este mundo feliz, ocurrió un día que un niño veía las noticias en televisión. En ellas se informaba de graves problemas en los colegios por falta de asistencia, y de terribles atascos en la ciudad. El niño se rascó la cabeza, recordando que no era la primera vez que esto ocurría, y dirigiéndose a su padre le preguntó:

- Papá, ¿Por qué hay cracks? ¿Los habría si fuera obligatorio ir al colegio? Los niños faltarían menos a clase, aunque tuviesen una consola nueva. ¿Y si en las calles pusieran señales de tráfico? Habría menos atascos, ¿no?

El padre miró escandalizado a su hijo, alarmado ante la posibilidad de tener un retoño extremista y antisocial:

- Verás hijo, nuestro planeta es libre, eso de "obligar" es un atraso inaceptable, y este es un valor que sobrepasa cualquier inconveniencia. Por eso disponemos de un sistema educativo libre, de un sistema circulatorio libre, etc. ¿Que tiene inconvenientes? Como todo en la vida, hijo mío, pero la Libertad, muchacho, es un bien que ha de estar por encima de toda circunstancia pasajera.

- Pero papá, si pusieran semáforos en las calles, y señales de stop, y cedas, los coches se repartirían mejor por la ciudad y se atascarían menos, y si los niños fueran obligados a ir al colegio, entonces...

- ¡Hijo! ¡Calla, calla! ¿Qué estás diciendo? ¿Semáforos? ¿Niños OBLIGADOS a ir al colegio? ¿Qué clase de mundo sería ése? Cuando seas mayor lo entenderás. Lo que propones es, ni más ni menos que ¡un Estado intervencionista! ¡Por favor! ¡El Estado obligando a niños a ir contra su voluntad al colegio, y a adultos a conducir por donde no quieren...! ¡Que aberración! ¡Eso sería el infierno, hijo, ni se te ocurra volver a pensarlo! ¡Desembocaría en un régimen dictatorial!

Después, más calmado, el padre continuó:

- Y por cierto, me dejarías sin trabajo, recuerda que soy broker en una gestoría de tráfico, mi cartera de clientes se compone de conductores de automóvil que me pagan cada mañana por aconsejarles sobre cuáles serán las carreteras menos congestionadas, resultado éste que obtengo de complejísimos indicadores matemáticos multidimensionales de densidad de tráfico y otros factores, que necesité años para aprender. Imagina, hasta se han concedido premios Nobel a algunos de sus descubridores. ¡Son muchos los conductores que nos lo agradecen, las propias ambulancias ahorran muchos minutos al día en sus recorridos al eludir atascos, gracias a nuestros consejos estadísticos! ¡Y tú quieres dinamitar todo el sistema!

- Ya, papá, pero sólo digo que eso es como un tuerto guiando a un ciego, es un éxito de mentira, porque si el ciego se puede curar, es mejor curarle, y no ponerle un tuerto como guía, es un apaño feo. Así pasarían menos esas cosas que dicen las noticias, eso de los desplomes bursátiles, las crisis, los cracks, las burbujas...

- ¡Ya está bien! ¡Vas a dejar de decir tonterías ahora mismo!

- Pero papá, si es sólo eso, que en lugar de dejar que todo vaya al azar, o al capricho de cualquiera, se regule un poco, que si estas cosas son impredecibles y explotan a veces es porque nadie quiere fijar reglas que las sujeten, mira el atasco del otro día, ese que duró dos días y se chocaron tantos coches, si pusieran un semáforo en la esquina de abajo, seguro que...

El padre, iracundo, resoplando por todos sus orificios, imaginándose a sí mismo despedido de su trabajo por culpa de un semáforo y un sistema de tráfico ordenado (al fín y al cabo, él era pescador gracias al río revuelto del tráfico), finalmente le soltó una bofetada al niño: ¡ZAS!

- ¡Buaaaaaaaaa!

- ¿Te gustan las normas, las dictaduras intervencionistas, y obligar niños? Pues ahí tienes una obligación: ¡A la cama! ¡Poner señales de tráfico, lo que hay que oír! ¡Por dios que a la Libertad no se la toca en esta casa!

Ejercicios para el lector:

1- ¿Cuál es la moraleja de este cuento? ¿La tiene? A modo de ejemplo, ¿entenderá el niño alguna vez por qué en la Tierra los precios se autorregulan de igual manera que el tráfico en su planeta? ¿Llegará a entender que el precio de una hipoteca dependa de los temores de los accionistas, que (para sorpresa del niño) son totalmente libres de elegir el precio de venta de sus acciones? ¿Es razonable que el valor objetivo de una empresa se determine por los miedos subjetivos de un ente débil y poco fiable, el llamado "inversor"?

2 - ¿Qué régimen de bofetadas recibiría el niño si formulase estas preguntas además de las anteriores? Expresar el resultado en leches/min. ¿Debería el hijo denunciar a su padre por maltrato? ¿Debería el padre denunciar a su hijo por tontolhaba? Razona tu respuesta.

Referencias: Ésta misma

A menudo me pregunto

A menudo me pregunto Era un misterio la causa del desastre de la atracción planetaria de la 3ª luna cuyo choque casi exterminó la especie fronbana
y terminó con la evolución de millones de especies en tan solo segundos. Tres mil años después, los apenas dos mil fronbanos que los más optimistas calculaban que habían conseguido sobrevivir ocupaban una parte muy pequeña del enorme planeta Eus, en el sistema que presidía un lejano y enorme sol al que llamaban Ghotar.
Habitaban el interior de las regiones que los antepasados habían construido en los primeros días de la evolución, aprovechando la disposición que ofrecía un rocoso paraje aún hoy casi desnudo de vegetación exterior.
Estaban dispersos en cuatro comunidades independientes a lo largo de Jaima, el único continente del que conocían.
Nadie que hubiese emprendido viaje más allá del mar de fuego había vuelto para contarlo.
Sin embargo había una edad a la que estaban condenados a intentarlo, obligados por la mismísima curiosidad que los embarcaba en el viaje del fin de sus enas.
Saima les había concebido, dejándoles la herencia de la una inmunidad acaso divina o tal vez fronbana misma, en la pureza de su aúrea que ahora les envolvía preservándoles de inclemencias. A través de la concentración de energía que eran capaces de generar en torno a ellos se relacionaban con el medio, sintetizando las sustancias necesarias del mundo subterráneo.
El interior les cobijaba de las sucias lluvias y el agua se filtraba fluyendo a través de los poros de la dura roca. Aprovechando la disposición natural habían conseguido derivarla por conductos sólidos hasta un embudo en que se filtraba y repartía a las distintas dependencias para acabar en un pozo infinito que todo lo tragaba.
Desde el saliente sur por entre un pequeño tragaluz se divisaba un horizonte eterno rojo intenso, sólo atenuado cuando en compañía de alguna de las dos lunas que pretenden Eus...; Elendre y Dárfiro, que pocas veces lo comparten.
Aquel espetáculo le había embobado horas y aún hoy resultaba un placer siquiera el recordarlo, si bien ya no miraba fuera con el mismo ánimo desde hacía ya mucho tiempo. Murias se deslizó por el pasadizo hacia la zona CE en que habitaban los cuatro miembros del grupo de expedición que partiría en dos semanas. Se conocían desde siempre y se respetaban según la ética fronbana del ser, que cultivaban practicando en el recogimiento diario para la regeneración y en sus vidas, si bien éstas y aquéllas habían estado dominadas por la rutina, y el futuro próximo se auguraba como mucho más que incierto.
Se lanzaron una onda nada más verse. Hensen pensó entonces en que Pacroid estaba regenerándose y en él advertí, por lo que relajé mi emisión y pensé en lo que me alegraba de verles.
-Dónde está Andarl?, pensé al mismo tiempo de saber la respuesta sin saber la respuesta en sí.

Me pregunto si, amigo lector, sabrías deducir...
  • Cuál es mi nombre (an easy one)---
Y segundo y definitivo (de tres puntos veinticinco...)
  • Cómo averigüé la respuesta a esta última pregunta, o lo que es lo mismo, ¿cómo puede ser que la frase última tenga sentido?
Una birrita para el que se haya metido en la historia y lo resuelva

Historias de Manu (y IV)

Historias de Manu (y IV)


Hay un vagón llamado del fuego que forrado de amianto, deberá llegar envuelto en llamas a las estaciones. Hay otro del yeti, un enorme oso blanco al que habrá que dar vida “alguien que se ofrezca a meterse en la piel” y que sera la alegría de los niños. Hay un vagón de los tatuajes. Tambien el del hielo, donde una maquina deberá fabricar expresamente el mayor diamante jamás visto “de hielo , eso si”, que el monstruo Roberto tratara de derretir con su lengua llameante. Roberto es una especie de iguana mecánica de varios metros de altura , un robot ancestral construido, como manda la practica de Royal de Luxe, reciclando materiales de desecho. Roberto debe erguirse, girar los ojos (dos potentes faros de camión) y lanzar bocanadas de fuego mediante unos lanzallamas sujetos a sus mandíbulas. La visión es terrible, como terrible resulta colocarlo sobre el tren. Hay un vagón de la fiesta móvil, que contiene todo tipo de juegos y marionetas y otro de trapecistas.


Las literas, por llamarlas de algún modo, son asignadas a la tropa: aquel tren deberá viajar cerca de dos mil kilómetros a veinticinco kilómetros por hora en los tramos menos comprometidos y a paso lento en los demás. Un tren tortuga cuyas paredes están cubiertas de enormes mariposas amarillas, rostros espantosos de leones, frescos varios, rótulos. Es un trasto que marcha despacio y que en ese momento, en la tarde luminosa de Facatativa, surge realmente como una aparición.


La feria de Santa Marta resulta un éxito clamoroso. El vagón de los tatuajes es tomado al asalto, todo el mundo quiere hacerse una señal perdurable.

La muchedumbre se apiña en el vagón del museo del hielo para ver los absurdos objetos expuestos en el , por ejemplo una plancha de hielo. El hielo es una sustancia nunca vista hasta entonces y hace las maravillas de niños y mayores. Los títeres del espectáculo y la libélula dorada atraen la atención representando una historia en la que se rebelan contra sus manipuladores y escapan, por fin, siendo ya títeres libres lo que encanta a los niños, y quizás también , porque no, a todos los colombianos.


En medio de un ruido ensordecedor , Roberto se despierta. El cañón de nieve dispara copos blancos al tiempo que la iguana mecánica de cinco metros de altura escupe lenguas de fuego, ruge, aúlla y brama desde lo alto de sus patas metálicas, , estirando el cuello hacia el publico, que retrocede espantado y feliz. Roberto es el rey de la fiesta.


En todas las paradas del tren, en todas las estaciones, se pone en marcha el vagón de los sueños, al que cualquiera puede subir para dejar por escrito sus sueños o pedir un deseo, tales como:


Sueño con la Paz en Colombia y con que en nuestro país se acabe la violencia”

Me llamo Felipe, tengo ocho años y sueño sobre todo con tener un televisor en mi cuarto y poder sentarme delante todo el día para no sentir hambre”

Soy Eduardo y sueño con poseer un pedacito de tierra para trabajarla y poder así dar de comer a mis hijos y que tengan un futuro mejor”.


Los gitanos viajeros se dan cuenta por momentos de hasta que punto suscitan esperanzas en la gente. De todo esto, igual que cuando los conquistadores españoles, ha quedado constancia gracias al testimonio de Ramon Chao, periodista exiliado en Francia y padre de Manu, que daba fe de lo que pasaba, lo mismo que los cronistas de Indias. Es un hombre justo, de gustos refinados y fuera de lugar, que no puede bañarse tanto como le gustaria, ni dormir o comer a gusto durante semanas pero que ha sabido adaptarse rapidamente a las nuevas circunstancias. Por curiosidad, y por que no, como favor al hijo, no ha sabido decir que no a una aventura, quizas la última de su vida y con la que podra distraer y contar a sus nietos europeos.


Todavía hoy en Gamarra, en Bosconia, en Aracata, hablan de aquella vez que vinieron los franceses; pero de trenes de pasajeros ni rastro. A propósito de sueños , puede que Felipe haya conseguido su televisor y Eduardo su pedacito de tierra, pero sigue sin haber paz en Colombia...

Historias de Manu(III)

Historias de Manu(III)

Manu pasa el año 1993 trabajando en otro sueño demencial, en otro proyecto que se propone llevar a cabo mientras todos los demás lo miran como a un loco. Un dia Coco cuenta a Manu lo que ha visto en Colombia; existen líneas de ferrocarril... pero no hay trenes!.

“Después de esto montamos un carro con cuatro ruedas y hacemos que vuelvan a circular trenes en Colombia” una idea, un disparate de esos que van formándose en la cabeza de Manu, convirtiéndose en mas ideas que hay que estudiar, planear y realizar como sea. Hay que tener además una buena dosis de inconsciencia para concebir proyectos semejantes!.


El plan consiste en rehabilitar los ferrocarriles de las antiguas compañías coloniales de la banana y el café. Se parte de Bogotá , y de ahi llegar a la costa , a Santa Marta y de allí bajar de nuevo hacia la capital deteniéndose unas diez veces para montar el espectáculo.

Hay que atravesar el Magdalena Medio, regiones en poder de la guerrilla, tierras controladas por los narcos, esos señores Matanza omnipotentes e impunes, pequeños estados dentro del estado.


El tren que recorre la ruta de Bogota a Santa Marta y vuelta, es bautizado en honor a las historias de Gabo con el nombre de el expreso del hielo. Lleva el hielo a Macondo igual que en la mas hermosa, soñadora y furiosa de las fábulas latinoamericanas.


De nuevo se obedece al sueño de Manu: tocar y llevar la feria allí donde no va nadie, hallar un publico virgen que no haya visto nunca un concierto de rock ni nada parecido.


La cuestión de la seguridad ha sido debatida muchas veces. Aunque en sucesivas entrevistas Manu habla de misteriosos contactos con emisarios de la guerrilla con los que al parecer han pactado la absoluta integridad del tren, lo cierto es que nunca se sabe y que las situaciones de tensión durante el trayecto no depende solamente de las FARC.


Lo mejor es el tren: veintiún vagones han sido laboriosamente rehabilitados con chasis herrumbrosos y simples plataformas traqueteantes.

Todo tiene que funcionar. Hay que pintarlo y cargarlo todo. Hay que dar al tren ese aspecto de visión, de mágico cuerpo rechinante que cruzará tres cordilleras y se meterá luego de cabeza en la Colombia profunda. No todos son técnicos. Muchos vienen del mundo del espectáculo, de la cultura. Hay directores de cine, artistas, trabajadores del circo y otra gente de mal vivir. Durante meses no reciben paga alguna, aun teniendo familia, mujeres e hijos en su país.


La víspera de la partida se trabaja todavía febrilmente para cargarlo todo pero cuando por fin el tren se asoma a las vías de la pequeña estación a unos treinta kilómetros de Bogota, comprenden que el sueño esta a punto de ponerse en marcha.

(...continuara)


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Una amenaza extrema

Una amenaza extrema

1ª PARTE

La nave se desplazaba por el subespacio, en el silencio del vacio, impulsada por los motores de curvatura, moderando el desplazamiento y jugando con el desequilibrio que provocaban, tiraban de la materia de la nave en dirección a su objetivo.....esa misma idea flotaba en la mente que iba despertando dentro del interior del sustentador mental, poco a poco se abrían paso, los conceptos, las ideas, como pequeños zarzillos de una planta iban extendiendose hacia el exterior, la bruma se iba retirando y la consciencia se iba adueñando de la nada ahuyentando la niebla con unos nuevos pensamientos.

hummm......... el objetivo.

- El eco de la palabra hacia poco a poco reconstruir los recuerdos encadenándolo a una existencia y recordó su misión, su viaje, la tarea que tenia encomendada. Se dió cuenta de la situación desgarrándolo un sentimiento de pena angustiado por la desaparición de parte de su línea temporal, lo conocido para él, el viaje de siglos a través de la galaxia, le estaba arrebatando de una realidad que no volvería, aun cuando su cuerpo estaba en el planeta madre congelado en una suspensión de funciones para poder traspasar su consciencia a la nave y completar su misión a la que fué destinado como el observador.El tiempo le alejaba de su vida...

El recuerdo de la última junta de decisión le inquietaba al volver a revivirla............y su eco resonó en su cabeza.

En deferencia a nuestro último consejero haré una breve exposición de la línea trazada en relación al gran problema que nos ocupa y que desembocará según nuestros modelos a la desaparición de toda nuestra civilización

-El que así hablaba era el primer orador su edad le hacía contemplar todo desde una perspectiva que no tenían las nuevas generaciones y mantenía una linea que abarcaba ya muchos siglos, nuestra civilización tenía objetivos muy arraigados.

Su pensamiento se tornó mas grave y comenzó a vibrar en mi cerebro......................

Después de observar durante toda nuestra existencia científica nuestra galaxia y descubrir otras manifestaciones de vida inteligente, ciertamente inferiores a la nuestra.

Topamos con un fenómeno que no supimos explicar, el cual por su naturaleza nos hizo pensar en una forma de vida realmente perturbadora .Hasta que enviamos a uno de nuestros observadores hace unos pocos miles de años no tuvimos la certeza del gran peligro que suponía para nosotros.

El fenómeno en si observado es la alteración orbital de estrellas y sistemas solares en la cercana nebulosa, de un tamaño inferior a nuestra fabulosa galaxia, pero la mas cercana concentración de estrellas y cuerpos celestes a la nuestra.

Las noticias no pudieron ser mas desalentadoras, el informe del observador nos dió una imagen de una civilización que se escapaba de nuestra filosofía de vida con un enorme poder tecnológico, la expansión que realizaban era a costa de la canibalización de planetas enteros.

La explosión de estos hacía posible una fragmentación de la materia para un mejor tratamiento de sus materias primas poblando el espacio de asteroides de fácil manejo.

Sus naves, enormes, resultado del vaciado de satélites eran desplazados a su antojo saqueando sistemas solares, en soles con un tamaño susceptible de ser desequilibrado obtenían ingentes cantidades de hidrógeno y metales pesados, este sistema, devastador con los recursos nos hacía temer que el agotamiento de su nebulosa no tardaría en hacerlos mirar a nuestra galaxia un mar de sistemas en comparación con su charco y aquí..........aquí estamos nosotros.

El último paquete de información llegado a nosotros hace 800 años nos detalla la concentración de sus naves en las siguientes coordenadas de trayectoria, se dirigirán a un encuentro con la galaxia en este punto, señaló un mapa intergaláctico centrado en un extremo de nuestra galaxia,como pueden observar coincide con nuestros cálculos de entrada,la ligera vibración aguda daba un punto de optimismo en sus palabras aunque otra vez volvió a su rudeza,tambien recordaré en este momento a nuestro observador que ante la posibilidad de detección sacrificó su existencia, por un momento noté como su atención se centraba en mí y un escalofrio atravesó mi cuerpo.

El informe detallado que a continuación les muestro es un complemento al original ya estudiado y añade el último analisis de su fuerza tecnológica, consideramos que un 90 por ciento de ella se dirige ya hacia nosotros y la que queda en su nebulosa es ciertamente despreciable.

El silencio se adueño de la sala y la atención se centró en aquellos últimos datos, la verdad es que yo no prestaba atención a esos datos frios y mi mente estaba otra vez analizando, mirando sin pensar, extrayendo la esencia de las cosas viciado por el entrenamiento de toda una vida observando.......... La sala era espaciosa y el centro era ocupado por los oradores, de ellos veinte, algunos no estaban presentes fisicamente pero su lugar era ocupado por su imagen holográfica que apenas se distinguía de la real situándose alrededor del oval de reunión,el mapa aparecía graciosamente suspendido y los datos mas arriba se sucedían sin pausas arrojando una suerte de iridiscencia en torno a la sala, escalonadamente al oval se extendian los circulos de maestros y consejeros, nosotros los observadores estábamos arriba donde teníamos una visión mas alejada pero mas general.

Mi atención circulaba entre los maestros cuando intuí una mente demasiado protegida pero que los destellos de pensamientos frios y coléricos hacía centellear no lo había visto antes revisé rápidamente el acta y leí su nombre y campo de estudio, entonces recordé toda suerte de rumores que corrían sobre la disciplina de estudio de civilizaciones y genética de vida y si él era el maestro todos esos rumores tan tenebrosos estarían en lo cierto empezé a tener miedo una idea me asalto, algo estaba mal en algun sitio y pagaríamos las consecuencias.

El primer orador volvió a hablar

El último acto está a punto de suceder, dentro de unos días se mandará al observador al punto de encuentro y hoy desvelaremos la linea maestra que tanto tiempo lleva guardándose en secreto, aunque las filtraciones se han producido y supongo que no serán ajenas a ellas.Como sabrán llevamos mil años potenciando nuestra defensa en todos los sistemas solares y nuestras naves han crecido en número y potencia, aún así una confrontación en el mejor de los casos arroja unos resultados de mas del 70 por ciento de sistemas perdidos, eso.... si ganamosy no se si a eso se le puede llamar victoria, es por ello que no se trazó una sola linea de actuación y tenemos confianza en este plan paralelo que lleva muchos años de esfuerzos empleados y por su naturaleza casi opuesto a nuestra forma de entender la vida, cederé la palabra al maestro de genética.

Un leve murmullo se agito y murió rapidamente en la sala el maestro se levantó y comenzó a hablar.

Aunque muchas veces demandado por nosotros los genetistas-alienígenas no ha sido sino con esta crisis cuando hemos podido desarrollar todo el potencial de esta ciencia tan denostada, nos pidieron que pusiesemos un obstáculo a la llegada de esta civilización algo que les detuviese o que mermase su potencia ganando nosotros una ventaja que se nos antoja crucial.El punto de entrada como ven está en la periferia y el espacio de alrededor mas despoblado que nuestra área y aunque hubiese ligeros errores de cálculo no dudamos en que se dirigirán a recargar de materias primas despues de atravesar el espacio vacio durante su viaje.

- Noté como su mente se agitaba, inquieta, en una especie de carrusel de subidas y bajadas y cuanto mas oía menos me gustaba.

En este sistema que centra el mapa hay un planeta de clase A y es donde hemos realizado el experimento, aceleramos el crecimiento de la inteligencia en cierta especie acortando su madurez y estableciendo un bloqueo de la autoconsevación para intensificar su crecimiento tecnológico la modificación de sus cerebros tuvo como base la creaccion de esquemas independientes de comprensión lógico-matematica y según nuestros cálculos una mejora, en algunos momentos casi exponencial, de su poder tecnológico. -Había un cierto vahído en sus palabras, ocultaba mucho y la duda le atenazaba por momentos.

Hace mil años tenían la tecnología necesaria para la exploración espacial y sus conocimientos estaban a la altura que nuestra civilización de hace 5000 años, empezaron una ligera expansión que fué posible parar accionando uno de los diversos esquemas insertados en el cerebro provocando un egocentrismo que de hecho ya estaba acentuado y que esperamos los mantenga en su sistema.Después de esto tuvimos que retirar nuestra nave y todo rastro de nuestra actividad ya que la detección era inminente...

-El murmullo de sus palabras se amontonó en mi mente y lentamente las comprendí al maestro el peligro potencial de modificar una civilización sin control casi superaba a la amenaza original.La reunión se prolongó durante horas y fueron muchas las voces que se alzaron a favor y en contra aunque yo seguía con mis pensamientos todo se iba guardando en mi mente parecía que desde este día habíamos descendido en la escala de civilizacion si es que aún nos llamábamos así, la manipulación de seres inteligentes y la injerencia en sus civilizaciones nunca fué un punto a discutir.Parecía que estaba a punto de acabar todo cuando un nuevo suceso iba a dejarme sin habla.El primer orador volvió a tomar la palabra.

Dando por finalizada la reunión solo me queda decir que un obsevador será mandado al área,siendo esta misión de vital importancia solo puede recaer en el mejor de los nuestros

-sus ojos se posaron en mi.

Historias de Manu (II)

Historias de Manu (II)

 

 

 

 

 

Anuncio importante:

“Royal de Luxe busca cartas de amor, preferiblemente en español o portugués”


Terminada la ingente tarea del bricolaje, puestos a buen recaudo en el interior del barco los fuegos artificiales, las llamas oxihidricas, las maquinas de las maravillas, los generadores de energía, los cañones (si, para disparar las cartas de amor), las poleas, las cintas transportadoras, los vestidos de las damiselas del rey Sol, las pelucas de los nobles, los uniformes napoleónicos, las cúpulas del Kremlin y el libraco de nueve toneladas el Melquíades-Ciudad de Nantes zarpa del puerto. El Melquíades, sin hundirse ni sufrir grandes averías, cruza el charco y llega, por fin, sano y salvo a La Guaira, Venezuela.


Es la inauguración del festival internacional de teatro y danza de Caracas, en la gran avenida de la capital de Venezuela. A las cuatro de la tarde y con treinta grados de temperatura, el espectáculo deja embobados a los venezolanos. Se trata de una procesión de centuriones romanos, galos ariscos , nobles con pelucas, jacobinos, Napoleón y sus tropas, soldados macilentos de la primera guerra mundial, Robespierre y placidos oficinistas franceses de picnic que parecen salidos de una película de Tati.


Un par de millas de pura locura; quince mil caraqueños, que pronto son ya veinte mil, contemplan el espectáculo. Mas y mas gente se incorpora y se mezcla con la procesión, bailan la música que esta rebosa, siguen a los actores que interpretan, entregados, sus papeles.

Es una locura total , un carnaval que cuenta historias de otro continente y que quizás la gente que sigue el desfile contemple por primera vez.


Hacia el final del espectáculo, repasados ya todos los símbolos , bonitos y feos, de la historia de Francia, así, desplegada mediante maquinas humeantes, llega el Aéropostale, un artefacto espantoso y salpicante con largas cintas transportadoras, sacas colgadas , empleados de correos que sellan cartas frenéticamente y dos bocas de fuego que apuntan al cielo como enormes morteros y disparan a gran distancia, sobre la multitud que observa baila y se admira, cientos de cartas de amor dirigidas por cualquiera a cualquiera.


La vorágine de espectaculo, luz y color se repite alla donde van. Recorren casi toda sudamerica y centroamerica y la gente alucina por igual, preguntandose de donde habrán salido estos locos maravillosos...


Por las noches, todas las que permanece atracado en el puerto, el buque constituye la atracción. El viejo y oxidado Melquíades se abre, como una ballena de Jonás moderna, a la gente que quiera verlo y pasear por una calle de Paris.


Y como todo lo que comienza debe terminar esto no es la excepción. Con tristeza, y mas penosamente que la ida, Melquiades y su trupe vuelven a Europa. Cargo Tour 92 terminó y atrás quedaron los inagotables problemas economicos por los que por poco se anula la gira. Las ayudas estatales que no llegan, los patrocinadores que se echan atrás la última hora, los medios de comunicación que son presionados por los gobiernos conservadores y se niegan a publicitarlo. En fin, solo quedan los buenos recuerdos y el dulce sabor de saber que el esfuerzo merecio la pena. Vaya, si lo valió. Y enseguida esas cabezas, acostumbradas a idear lo imposible, vuelven a maquinar

(... continuará)


Historias de Manu (I)

Historias de Manu (I)

Hace falta soñar, es cierto. Pero también hacen falta herreros, electricistas. Hacen falta muchos soldadores y soñadores; hacen falta bailarinas y saltimbanquis. Y gente que sepa construir un sueño y ponerlo en marcha, y que haga maquinas para los sueños. Royal de Luxe enseño a Manu a soñar a lo grande. Una noche de borrachera con alguno de ellos , se les ocurrió de pronto una idea en un bar, una idea loca que traía consigo otra mas loca aun, la de llevarla a cabo. “Por el sueño de una noche, dos años de trabajo”.


Royal de Luxe es una compañía teatral en activo desde 1980. Es un pastiche de teatro de calle, que trabaja con ideas grandes, enormes, recicla materiales de desecho y construye sus escenarios rebuscando en los vertederos, gente para la que una lavadora abandonada o el chasis de un aparato roto puede convertirse en un instrumento narrativo. Vagabundos que hacen teatro de calle y llevan así a la gente su concepto de espectáculo.

Manu ve un espectáculo de Royal de Luxe en la Feria de Nimes en 1990. El tiempo pasa pero el espectáculo visto en Nimes permanecerá impreso en los ojos de Manu como una señal imperiosa e indiscutible de la dirección que hay que seguir. La verdadera historia de Francia se llama. El libro que Royal de Luxe lee ante el numeroso publico reunido en las plazas mas bellas de Francia pesa noventa toneladas y tiene doce paginas que representan doce escenas. Consiste en un escenario cambiante que manejan los propios artistas, cada uno de los cuales esta a cargo de una maquina son actores-herreros, actores-constructores. Esfuerzo, sudor y músculos para una representación que solo es posible escenificar en grandes espacios y que los deja exhaustos.

Poco despues, manos a la obra. Comienza el sueño. En el puerto de Lisboa compran un buque de carga fuera de uso. Cuesta un montón de dinero, y costara mas aun ponerlo a punto, pues el barco esta realmente desvencijado. Es un buque gigantesco, de esos que navegan por los mares del mundo con los mas variados cargamentos, y es capaz de atravesar el océano, con un poco de suerte, el motor a gasolina, esperanzas y los dedos cruzados. El proyecto consiste en zarpar hacia Sudamérica y permanecer allí unos cuantos meses. Giras por las principales ciudades y puertos, actuación de La veritable histoire de France, etc...


Los técnicos ponen manos a la obra, en el interior reproducen una calle de Paris, con sus bares, su boulangerie, su empedrado y sus terrazas, parece realmente un trocito de Paris trasplantado a las entrañas de un barco inmenso, por el que pasearan, pasmados, los ciudadanos de Caracas, La Habana, Rio de Janeiro, Montevideo y tantas ciudades mas. Como manda la tradición, el buque fue bautizado y su nombre se estampo con letras enormes en la popa: MELQUÍADES-VILLE DE NANTES.


"El mundo era tan reciente, que muchas cosas carecían de nombre, y para mencionarlas había que señalarlas con el dedo. Todos los años , por el mes de marzo, una familia de gitanos desarrapados plantaba su carpa cerca de la aldea, y con un grande alboroto de pitos y timbales daban a conocer los nuevos inventos. Primero llevaron el iman. Un gitano corpulento de barba montaraz y manos de gorrión, que se presento con el nombre de Melquíades, hizo una truculenta demostración publica de lo que el mismo llamaba la octava maravilla de los sabios alquimistas de Macedonia. Fue de casa en casa arrastrando dos lingotes metálicos y todo el mundo se espanto al ver que los calderos las pailas, las tenazas y los anafes se caían de su sitio y las maderas crujían por la desesperación de los clavos y los tornillos tratando de desenclavarse, y aun los objetos perdidos desde hacia mucho tiempo aparecían por donde mas se les había buscado, y se arrastraban en desbandada turbulenta detrás de los fierros mágicos de Melquíades."

(...continuará)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres