Blogia
Sailor Worlds

Con pies de plomo

Con pies de plomo Contaba el interesante documental como en los principios de la era del motor en los años 20, las gasolinas aún sin mezclar provocaban la avería de los motores con relativa frecuencia. La indusria necesitaba una combustión más suave y eficaz que redujera los impactos (pique de bielas) y mejorara la potencia. Había que añadir algún elemento que sirviera de antidetonante (que aumentara el octanaje) y se llegó a dos soluciones; la primera con alcoholes (solución más cara y que creaba más dependencias entre industria y materias ) y la segunda con compuestos derivados del plomo (tetraetilo y tetrametilo de plomo).Como no podía ser de otra manera se optó por esta segunda opción aún a sabiendas del daño ambiental que generaría pero también al de salud pública.
A partir de aquí hablaba de los efectos de tal decisión había tenido por medio del análisis de la concentración de plomo de una muestra de población a través de los dientes (he podido encontrar en la red como en España también se ha hecho el análisis en la campaña de 1995 "un diente un juguete" en Navarra aunque con diferente propósito) con resultados parecidos a los de la universidad de Pensilvania, "los datos obtenidos evidenciaban que mientras que los estudiantes presentaban 1,5 partes por millón (ppm), en los delincuentes ese valor ascendía a 11 ppm. La cantidad tope recomendada se sitúa en torno a 10 microgramos por decilitro de sangre, equivalente a 1 ppm".
El plomo es un metal pesado neurotóxico que cuando está presente en la sangre circula por todo el organismo ocasionando daños neurológicos irreversibles al llegar al cerebro. Sólo se elimina tras generaciones y limita el desarrollo y el potencial del niño contaminado.Se habla de niños más agresivos y menos receptivos relacionado con el nivel de plomo asimilado.
Las voces que durante estos más de 60 años advertían los peligros fueron acalladas por campañas de publicidad que minimizaban los riesgos o distraían la atención del problema.
Parece que avanzamos a trompicones. El hombre amparado en su imparable adelante, corrige el camino una vez andado.
¿Podría haber sido distinto o mejor, si hoy tuviéramos que tomar una decisión parecida sería diferente?

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

pillo -

hombre, dicho con esa demagogia barata la respuesta se decanta hacia el pobre obrerillo que gana 4 perras. Pero yo conozco a muchos obrerillos que ganan el doble que yo asi que no nos dejemos vencer por las apariencias y el eterno discurso maniqueo del falso progre.
Para que tu parabola sea completa, hay que añadir que el herbivoro come la hierba que ha plantado el predador y que si todos fueramos herbivoros, posiblemente (ahi se puede discutir sobre una anarquia organizada o una mejor distribucion del trabajo, etc..que evitara la hambruna) nos moririamos de hambre.
Creo que el discurso extremo y la facil generalizacion, del que he sido buen ejemplo en otros posts, no es de recibo. Mi padre fue obrero y yo soy un asalariado pero creo que el emprendedor es imprescindible para el progreso verdadero. Y el empresario es uno de ellos, que como todos los humanos en su ambito de accion, pueden ser unos capullos trepas corruptos.

oscar -

Pues sí. Recuedo épocas en las que acusar a alguien de poseer una "ambición sin límites" era poco menos que un insulto, y una sospecha implícita de "mucho cuidado con éste...". En cambio ahora, como ya recordamos alguna vez por aquí con cierto tufillo anarquista que uno ni apoya ni reprocha, ahora el guía de nuestros pensamientos ya no es un Descartes o un Aquino, sino los midas del máximo rendimiento: Mínimo esfuerzo, máximo beneficio, competitividad. Y diría un botín con retintín: "¿Qué pasa? ¿Me acusas de no esforzarme cuando llevo toda una vida reinviertiendo trabajos ajenos?" Es la eterna discusión: ¿Qué vale más? ¿El trabajo del herbívoro que se alimenta inofensivo, en silencio, brizna a brizna, o el del depredador, que en una carrera se zampa al antílope y a todo su esfuerzo de alimentación y supervivencia de varios años? ¿Vale más el esfuerzo del obrerillo que en una vida entera ahorra cuatro perras, o el del banquero que en la misma vida se monta sobre los sueldos de los obrerillos y toca el cielo? La respuesta es... ¡Que no hay que hacer preguntas estúpidas!

macarro -

"“El cielo es el límite”. Con esta euforia presentaba Emilio Botín los hipermillonarios beneficios registrados durante el 2005. Hasta 6.220 millones de euros en ganancias ha acumulado el Santander, una cifra que se eleva hasta los 13.240 millones si contamos los principales bancos y cajas del país."
¿Este?jajaja

oscar -

Una puntada más al roto. Sea esta frase:
- "¿El límite? El cielo es el límite"
Ejercicio: Adivinar quién pronunció esta frase, y en qué pensaba cuando lo hizo.
¿Sería un pajarito? ¿Antoine Saint Exupèry, el aviador y autor de El Principito? ¿Tal vez un mendigo, que hundido en la pobreza extrema soñaba ya con la otra vida?
Adivina, adivinanza...

oscar -

Si es que no aprendemos. Los empresarios, que son los habitualmente andan detrás de decisiones como éstas (llenarlo todo de plomo porque era más económico...), deberían estar más vigilados, como niños que se inflan a pasteles en cuanto los dejas solos. Y mira Marbella, y otros bellos lugares de la geografía terrícola, ¿qué ocurre cuando un empresario saca el fajo de billetes, el cuchillo y la tostada? Pues que empieza el efecto dominó de unto concejal, concejal firma papelito, y calladito que ya estás en el ajo, y a continuación, como dice la canción, "...fueron a llamar a otro elefaaa-ante". Pero no generalicemos: los empresarios hacen falta. Su proverbial ambición, a pesar de todo, es necesaria porque gracias a ella el mundo avanza, otra paradoja más.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres