Blogia
Sailor Worlds

Un día más

Un día más

Pibpibpibpib, pibpibpibpib, oh! no! el despertador,

pibpibpibpib, pibpibpibpib, sonido infernal de mi despetar;

viaje del mundo de los sueños

a la cruda realidad.

Doy media vuelta en la cama

acurrucada entre las mantas

resistiendome a salir de la ensoñación

que ralentiza el paso de la vida.

Arrastro mi cuerpo hasta la ducha

uhmmm! ritual relajante, refrescante, espabilante...

Color en mis mejillas, carmin en mis labios,

ultimo vistazo en el espejo

y el mundo abierto a mis deseos.

Alegria de la vida, alegria de vivir,

por la calle con mi sonrisa

hay tanto por descubrir.

Gente amable, interesante, de mi memoria imborrables...

escenas tristes, deprimentes que pasaran sutilmente.

Saludo, río, corro, voy satisfecha por mi camino.

Un buenos días, un guiño y mi alma es como un niño,

anhelante de experiencias

pletórico de vivencias

cada segundo un misterio

tropezando constantemente con algo nuevo.

Momentos felices, alegres, esas miradas complices

esas palabras llenas de motivos,

esos gestos desinteresados llenos de sentidos.

Un día más sintiendo el mundo en cada mirar.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

pillo -

uhmmm! al leer el poema de bollito me ha traido sentimientos tiernos y nostalgicos. Sera que se me ha olvidado seguir sus pasos. Pregunto:
-lo de reconciliarme con la humanidad lo pongo al principio o al final de la lista de tareas por hacer?
-cada vez me cuesta mas ver caras amables y conocer personas interesantes. Por un casual no sera que unos han salido del armario y estos se han metido?
-Lo de dar los buenos dias ya no se lleva y no me he enterado?

Gracias y sigue asi L.C. Es necesaria gente con ese espiritu. Propagalo e iluminanos el camino a los obcecados en ver negro.

oscar -

¿Cuántas veces practicamos este ejercicio? ¡Sentir el mundo! Se dice pronto, sólo son 3 palabras, pero encierra un sorprendente ejercicio de autoconsciencia que algunos torpes como el que suscribe estos garabatos han necesitado media vida sólo para empezar a comprender, ¡y sólo empezar!.
El mero hecho de existir en medio de un inmenso mundo de seres que son ellos mismos, quién sabe cómo ni por qué, que viven su vida, siguen sus caminos que no sabremos, sean personas, animales, plantas, cosas, y tener el inmenso privilegio de ser testigos por un segundo de esa parte ínfima y sin embargo enorme de la Totalidad... No sé a vosotros, pero alguien como yo sólo es capaz de experimentar esa sensación durante fracciones de segundo, como si de un déjà vu se tratara, para desvanecerse al instante siguiente, inalcanzable como el arco iris. Un día más, pero hecho de infinitos instantes, baños de realidad irrepetibles, no habrá dos idénticos, cada uno de ellos la imagen congelada de seres en el momento en que se entretejieron sus infinitos destinos, momento único como una especie en peligro de extinción. Qué fácil es dejar pasar de largo días enteros, hasta meses, viviendo al pairo, sin pararnos a ser conscientes de la riqueza de una sola de esas millonésimas de instante.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres